Prevención y previsión


Usted puede hacer mucho por su salud: No siempre han de presentarse primero las molestias para entrar en acción. A base de controles de detección precoz, pueden descubrirse muchas alteraciones patológicas que todavía no han causado molestias físicas. Esto, muchas veces, hace posibles un tratamiento y una cura más rápidos y agradables. Además de eso, la AOK le apoya con medidas que favorecen su salud, previenen o retrasan las enfermedades.


Cursos de salud

Mejore su bienestar físico y psíquico, por ejemplo, a base de una dieta equilibrada, ejercicios regulares y relajación. Con ofertas y programas individuales, empezar una forma de vida más sana resulta, a veces, más fácil. Por este motivo, la AOK participa en los gastos por ofertas preventivas reconocidas.


Vacunas

Las vacunas son importantes, por lo cual forman parte de la oferta profiláctica de la AOK. Protegen contra muchas graves enfermedades. Por eso, la AOK – Die Gesundheitskasse cubre los gastos de las vacunas recomendadas y útiles en sentido médico.


Prevención del cáncer

Muchos tipos de cáncer hoy en día pueden curarse detectándose a tiempo. Por eso, la AOK le ofrece varios controles de detección precoz de cáncer.


Profiláctica bucodental

Quien va regularmente al dentista, hace un gran favor a sus dientes y se asegura la «bonificación por prevención» de la AOK. Si usted en algún momento llega a necesitar una prótesis dental, la AOK le concederá una ayuda financiera más elevada. Y no se olvide: La mejor manera de prevenir las enfermedades dentales es a base de una buena higiene bucal regular y una alimentación sana.

Además, nos ocupamos de que los dientes de los niños no padezcan caries: con tres controles (FU 1 a FU 3) para el niño a partir de la edad de 30 meses hasta los seis años. Si el dentista detecta que su hijo es particularmente propenso a la caries, también podrá tener lugar un tratamiento adicional con fluoruro, a partir de los 30 meses, dos veces por semestre.


Chequeos preventivos para niños

Desde su nacimiento ya, la salud de su hijo está en el centro del interés. Con diez controles de detección precoz (U1 a J), la AOK apoya y contribuye a asegurar el desarrollo sano y conforme a la edad de sus hijos. A los recién nacidos se les practican los primeros dos chequeos preventivos, muchas veces, directamente en el hospital. De los demás exámenes posteriores se ocupa el pediatra y médico de adolescentes.


Check-up 35

A partir de los 35 años de edad, tiene usted la posibilidad de someterse a un chequeo de salud gratuito por parte de un médico. Aunque se sienta sano y en buena forma, debería someterse cada dos años al Check-up 35, dado que, a través de los controles periódicos, el médico podrá detectar posibles alteraciones en el cuerpo a tiempo. En el centro de la atención, está la detección precoz de enfermedades cardiovasculares y renales así como de la diabetes.